Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2008

EL PRECIO DE LA ILUSIÓN

Un niño compra un globo a un Papá Noel de pega; quizá sea un paje, uno de tantos que durante estos días nos vigilan a la espera de que cometamos alguna fechoría que pueda repercutir en lo que encontraremos en la chimenea. Cuidado con ellos, son envidiosos y vagos. Cuantos menos juguetes tengan que fabricar, más felices serán...

EL FANTASMA DE LA NAVIDAD

Los motivos navideños que adornan las calles de Oviedo atrapan la magia de esta época y la hacen suya, en su afán de búsqueda incansable de un espíritu festivo que sobrevive a duras penas en la ilusión de los soñadores.

¿Dónde está la venganza?

007 Quantum of Solace


No era el paso del tiempo, ni significaba la evolución lógica del personaje. Tampoco parece que Daniel Craig fuera el máximo responsable, aunque sí debió poner bastante de su parte. Tras esta última cita con el héroe más rentable de la historia del cine, parece ser que el acierto de ‘Casino Royale’ ha abandonado la saga con Martin Campbell (director de ese film).
James Bond vuelve a acomodarse en el exceso, en las secuencias irrisorias y prescindibles, en los diálogos simples y en la superficialidad. A todo ello habría que sumar los defectos concretos de éste último film, que no son pocos, ni pequeños.
Queda tan sólo un pequeño atisbo de la profundidad que en la pasada película llevaba a cuestionarse, por momentos, si se estaba ante un producto Bond. Profundidad de personajes, de miradas, de acciones, de silencios que nunca se hicieron largos. Las secuencias agitadas se pierden en un complicado montaje en el que la acción no se sigue; más bien se intuye.
El metraje…

PULSO ENTRE LOS ELEMENTOS

Sube la marea en la Arnía. El vigor del oleaje deja patente quién es el vencedor en este pulso entre los elementos, y explica el porqué de una costa descarnada.

NACE EL AGUA

Al final del invierno, los torrentes del deshielo comienzan a formar riachuelos que descienden Picos de Europa improvisando meandros entre la alfombra de césped que cubre parte el suelo. El agua, fresca y clara, parece descender con la alegría propia de un niño, exaltado ante el mundo nuevo que se le descubre…

¿ÓLEO O NATURALEZA VIVA?

La magia de la convención fotográfica, y el posterior maquillaje digital, acentúan la confusión del lector, que no termina de decantarse por la naturaleza pictórica o técnica de la imagen. Sólo el autor conoce el verdadero origen de su obra; centrada, esta vez, en el disfraz de un arte con otro.

Es una pena

Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal
Han pasado 19 años desde la última vez. Y hay que retornar aún más en el tiempo para recordar aquellas tardes en las que un niño de 5 años rebobinaba el VHS en el que descubrió a su héroe de infancia en ‘Indiana Jones y el templo maldito’ e ‘Indiana Jones en busca del arca perdida’. Fueron películas que pasaron a formar parte del recuerdo cinematográfico mitificado del zagal inocente que llegaba a imitar la media sonrisa de Harrison Ford.
El tiempo ha pasado, aquel niño se ha hecho un poco más mayor, y los creadores del eminente arqueólogo, especialmente su director, han madurado. ‘Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal’ es el reflejo de una actitud que Spielberg definió muy bien: “durante los últimos años he hecho películas por diferentes motivos. En este caso puedo decir que es una película para los fans de la saga”.
Esta cuarta parte introduce en la coctelera oportunos cameos a la trilogía, inoportunos chistes de forma c…

DOMAR LA MAR

Son los restos de lo que en el pasado fue una villa de pescadores, que hoy espera convertirse en un referente mundial en el estudio del español. Poleas y andamiajes corroídos por la humedad salada de años de abandono aguantan en lo alto de un acantilado en Comillas, y recuerdan los tiempos de labores de la mar.

El paradigma del despropósito

10.000 Parece mentira que aún puedan rodarse películas tan vergonzosamente malas. Es una pena que además vengan de la mano de creadores que, lejos de formar parte del escaso grupo de directores que merecen especial atención por la calidad de sus productos, tampoco son especialmente mediocres.
La última cinta de Roland Emmerich es el paradigma de la involución en todos los aspectos importantes de un film: confunde lo que es un guión comercial con un libreto para analfabetos; las secuencias más movidas equivocan la acción trepidante con la confusión de planos inconexos; y las interpretaciones son más propias de una serie ‘B’.
Son tan numerosos los elementos que fallan en la película que al espectador, desencantado y cabreado por los euros desperdiciados, no le quedan fuerzas para disfrutar de pequeños momentos interesantes –que no van más allá de varios planos generales o fotogramas que resisten entre la marea de celuloide utilizado con despropósito-, y abandona la sala con la impresión q…

JARDÍN DE LA VIDA

El sol de media tarde comienza a esconderse entre los rincones de uno de los edificios de la Universidad de Comillas. La escalinata invita a adentrarse en el jardín que cobra vida al llegar esta hora.

Un superhéroe no puede ser tan egoísta

Jumper
Al terminar la película da la sensación de que sus responsables han tenido una gran idea, pero no han sabido desarrollarla. La historia de un chico capaz de teletransportarse, la existencia de un grupo de fanáticos que pretenden acabar con estos ‘superdotados’, la chica que se enamora de una mentira, etc; todo ello puede dar mucho de sí. Sin embargo nos encontramos con un film previsible, simplón, pero que por alguna casualidad, quizá relacionada con la hiperactividad audiovisual de su creador (Doug Liman), no resulta aburrido. Al término de la función, el malo (Samuel L. Jackson) queda castigado, pero en perfectas condiciones para retomar la historia en una segunda parte si la cinta es rentable. Puede que en la secuela solventen problemas de creatividad y concepto que aparecen como consecuencia de copiar, a medias, el esquema de historia de superhéroes. Todo superhéroe tiene poderes, como es el caso; también todo personaje de estas características ha de que vérselas con malhech…

CAPRICHO DE FANTASÍA

La vegetación arropa la pequeña villa que María Antonieta hizo construir en uno de los rincones de Versalles. El caprichoso gusto de la reina se traduce en una aldea de ensueño que evoca las ilustraciones de fantasías literarias.

Muere la persona; nace el superhéroe

John Rambo
Resulta obvio que todo espectador de John Rambo sabe perfectamente lo que cabe esperar de un film así, pero no por ello deja de ser decepcionante que no se contemple siquiera la posibilidad de hacer una película no ya buena, sino al menos decente. En la primera secuencia salta a la vista cuál es la mente pensante detrás de las cámaras (el mismo Sylvester Stallone), pero tampoco hay que exigirle mayor destreza que la demostrada sabiendo dejar hacer a un equipo técnico que muy probablemente sea el responsable de que la película pudiera montarse. Quién no tiene perdón es el ilustre señor que escribió el guión, una bazofia vergonzante donde nada se explica, ni justifica. En el que cuatro detalles insulsos y dos voces en off del protagonista pretenden legitimar en la mayor brevedad posible la cruzada en la que decide aventurarse un Rambo cada vez más contradictorio y ciclotímico. Un carácter en el que muere poco a poco la persona, y toma fuerza un engendro más parecido a superhér…

BRUMA MARINA

La bruma marina se refugia en las dunas de Somo al terminar el día. Desde un enclave privilegiado se contempla el fin de una calurosa jornada de verano, y se siente el frescor del mar antes de que el sol conceda la tregua de la noche.

El viento se hizo silencio (Como lo cuentan los escritos)

Al contrario de lo que pensareis, ésta no es una historia de otro tiempo. En las mismas simas sobre las que antaño durmieron criaturas maravillosas, y hasta lo más profundo, en las salas huecas bajo las montañas, algo muere. Cuentan que cuando el poderoso océano se rindió, algo despertó en lo profundo del bosque. Algo que devolvería la vida a todo aquello que, por alguna razón, estaba desapareciendo.
Azul
Los mares y océanos del mundo fueron los elegidos, por su descomunal fuerza, de entre todos los poderes de la naturaleza, para combatir la muerte. Por aquel entonces circulaba la creencia de que solo el agua, fuente de vida, era capaz de destruir la creciente amenaza de la oscuridad. Una sombra que avanzaba implacable, llenándolo todo de putrefacción cálida y nauseabunda. El orden de todo lo que se conocía hasta entonces estaba cambiando. Desaparecieron las bestias de las montañas, los bosques perdieron su verdor, las semillas no germinaban y las aves ya no cantaban…La amenaza se habí…

LUZ HELADA

En el nacimiento del Ebro, llegada la hora del atardecer, la luminosidad pierde fuerza. El visitante contempla las formas caprichosas de luces y sombras, y siente el frío del invierno húmedo.

EL MUNDO OLVIDADO

El sol se oculta, tiñendo de color las montañas que guardan los lagos de Covadonga. La nieve se mantiene un día más en las zonas altas, y el silencio comienza a dominar el lugar.